Argentina: Más de lo mismo, y el blue se dispara

Después de la vergonzosa respuesta ante los saqueos cordobeses, y de la fuerte crítica del obispo Javier Torres calificando la actitud de Capitanich y del gobierno nacional como “lastimosas… y sufrimos una situación de abandono”. El pueblo comienza a darse cuenta de que la actitud de Cristina Fernández es “más de lo mismo” con un fin de año difícil en seguridad, reaparición del conflicto social, nueva canasta de precios congelados y “subas administradas”, que además de la canasta alimenticia influirán sobre las “tarifas –Aysa y Ferrocarriles inicialmente-“el año terminará con una inflación superior al 27% anual. El dólar volvió a dispararse y la emisión también.

“Han sido lastimosas las declaraciones del señor Capitanich. Vivimos una situación de abandono de la provincia por parte de la Nación que nos da pena” definió con la claridad que caracteriza a los obispos católicos Javier Torres, pero para ser totalmente claro agregó al respecto “lo que hemos visto tiene más visos de situación de saqueo y delito que de un movimiento social por hambre…Vinimos a manifestar nuestra preocupación por la responsabilidad de la provincia y las soluciones que tiene que ofrecer, atendiendo el reclamo justo de la policía. La solución no está en sanciones sino en responder a los reclamos, pero con racionalidad y sensatez”. Poco queda por agregar a estas claras definiciones del Obispo auxiliar de Córdoba, más allá de lo que ayer expresáramos sobre el conflicto y los saqueos intencionales, programados y digitados desde el oficialismo (el Chino Zaninni a la cabeza) en “Capitanich con síndrome de incontinencia”; existe sin embargo un punto que ayer por lo insólito del acciones del Gobierno Cristina Fernández no fue tratado, y ese es que más allá de los legítimos y valederos reclamos de la policía cordobesa, es imposible aceptar que ante la magnitud y violencia de los desmanes y delitos llevados a cabo por facinerosos y drogadictos al que se sumaron increíblemente vecinos, ellos no se apiadasen de sus vecinos de Córdoba y salieran a la calle a poner orden y pacificar mediante la responsable represión de los delincuentes.

Pero más increíble fue ver como las “mujeres, hermanas, hijas y madres de los autoacuartelados” impidieren la salida de la Guardia de Infantería y los carros hidrantes de la policía cordobesa que, ante la magnitud y violencia de los saqueos pretendieron abandonar –por horas siquiera- dicho autoacuartelamiento. Esta actitud insolidaridad para con sus propios vecinos y en muchos casos sus propios familiares atacados, es y fue inentendible, ya que al igual que los efectivos policiales que viendo lo que ocurría abandonaron a sus propios camaradas de armas que intentaban, demasiadas veces superados en número y hasta en equipamiento, repeler a, los delincuentes y saqueadores. Ambas actitudes de insolidaridad, y de abandono de persona llevadas a cabo por mujeres, hermanas, hijas y madres así como por efectivos de la policía de Córdoba deberán ser responsablemente juzgadas por la sociedad civil de Córdoba, y llegado el caso recurrir a la justicia por sobre lo que ha prometido el señor Gobernador en el Acta Acuerdo firmada, ya que su actitud generó un delito claramente tipificado por el Código Penal. Es absolutamente inadmisible y penado el “abandono de persona” que uno ejecutaron conscientemente y las otras lo llevaron a cabo enardecidas, quizás por la demora en ser atendidos sus reclamos, pero ambos abiertamente responsables del delito ya tipificado. La insolidaridad para con sus camaradas que intentaban infructuosamente por su abierta inferioridad numérica restablecer, aunque fuere en parte el orden, quedará en la conciencia de cada uno de ellos y de las mujeres que impidieron la salida de carros hidrantes y efectivos de la Guardia de Infantería.

Hay que reconocerle una virtud del nuevo Jefe de Gabinete, y ésta es que “puede comportarse como el ex Jefe de Gabinete, cuando las papas queman”, ya que en ese momento no está para asumir responsabilidades sino para hacer lo que le mandan o le permiten. En la primera de cambio se comprobó que no es el burócrata opaco y vacilante como era su antecesor, pero como aquél se somete con la misma docilidad y sin chistas a cualquier cosa que le ordenen desde Olivos, así esa orden sea un verdadero disparate como “negar los gendarmes a una provincia en llamas y con su población desprotegida”. Una actitud que se compadece con la historia del cristikirchnerismo desde sus orígenes en la intendencia de Río Gallegos, la represión del delito se subsumió a sus intereses particulares, solo existió represión –brutal y desmedida- para todos aquellos que se opusieron a sus designios, por lo cual ayer fueron coherentes con su historia y permanente actitud “el pueblo argentino me interesa y lo atiendo –clientelarmente siempre- cuando se suma sumisamente a mis designios, de lo contrario lo abandono a su suerte, o lo reprimo salvajemente”. De la Sota probó ayer, el mismo remedio que antes probaron los maestros santacruceños, o los indios Qom, o los ambientalistas riojanos y catamarqueños, etc. Los infantiles y falaces argumentos de los funcionarios del Gobierno nacional –Capitanich, Maria Rodriguez, Randazzo, Alak y Zaninni- además de estúpidos son lastimosos, solo hacía falta prender la televisión para ver la magnitud de la violencia delictual y generalizada sobre el pueblo de la ciudad de Córdoba.

¡Ha ellos no les interesaba, porque en el fondo Cristina gozaba ante el incendio de la provincia de aquel a quien ella denomina “su enemigo, y el traidor”!, que importa ante esto lo que sufra y pene el pueblo cordobés, ellos son culpables por haberlo elegido, y por lo tanto también deben sufrir las consecuencias de lo que su “amigo, confidente y secuaz” llevare a cabo, programase, armase y dirigiese. Las obligaciones del Gobierno central fueron dejadas ex profeso de lado recibiendo como respuesta “arréglense como puedan” y “si no pueden, mucho mejor”. ¿Era necesario que los funcionarios y el gobernador cordobés llamasen, cuando todo el pueblo argentino lo miraba por televisión? Ni Moreno o Abal Medina hubiesen sido tan crudos en su respuesta al aterrado pueblo cordobés “de acuerdo a la Constitución existe autonomía de las provincias para el desenvolvimiento de la seguridad pública”, aquí dos consideraciones: la primera es que la CN cuando habla de “autonomía… para el desenvolvimiento de la seguridad pública”, no versa sobre el abandono ante situaciones de violencia y delito que superen las “capacidades de reimplantar el orden” como fue ésta situación al hallarse los cuerpos policiales autoacuartelados y de paro; y la segunda es que fue para Córdoba, no para los gobernadores o intendentes amigos y subordinados (porque de esto se trata). Asimismo ante la frase absolutamente insolidaria de que “la Gendarmería no es un delivery”, de Sergio “Rambo” Berni deberíamos aclararle al energúmeno que según las leyes constitucionales del país, la Gendarmería está para “reprimir la alteración del orden público o cuando se sobrepase la posibilidad de control de las fuerzas policiales” ¡Justo lo que pasaba en Córdoba capital!

La primavera de Capitanich no soportó la primer tormenta y quedó claro que si tiene que elegir entre el pueblo y vengarse del “enemigo –adversario realmente-“, él como Cristina eligen vengarse del enemigo. El problema es que los saqueos y el caos de ayer en Córdoba, sufrieron coletazos en Glew –Buenos Aires- con un muerto quemado por la turba y como dijere un asesor de Milton Capitanich “se acabó la ficción. Comenzó la realidad”. Y la realidad nos muestra un panorama con un fin de año difícil ante los graves problemas sociales generados por la política del “modelo”, con millones de pobres y excluidos, Obama dejó en claro el porqué de la preocupación de algunos funcionarios racionales, cuando apostrofare que “no agrandemos la brecha social entre ricos y pobres, porque sino lo hacemos nos pareceremos a Argentina o a Angola”. Crudo y triste que nos utilicen para mostrar la miseria y la brecha social, dejamos de ser ejemplo de inclusión social y nivel educativo para pasar a ser ejemplo de insolidaridad e incapacidad para atender nuestras falencias sociales. Indignación nos deben producir los hambreados, los excluidos, los indigentes, los pobres, los niños desnutridos del hambre y de la falta de educación y nuestros ancianos arrojados a las garras de la indigencia y de la pobreza; y no las palabras del Presidente Obama. Porque aunque no lo expresen en público la preocupación de lo que se viene –hambre, saqueos y violencia-, está en la mente y el corazón de los políticos y empresarios de bien, por la reaparición del conflicto social. Muchos empresarios temen por los saqueos, no solo porque sean individualistas sino porque tras aquellos se generan pérdidas de puestos de trabajo y riqueza nacional; “estos hechos no tienen justificación de ningún tipo y deben ser repudiados por toda la sociedad y debidamente sancionados por la Justicia. –Declamaba la UIA-, “la situación es extremadamente grave y se debe actuar de inmediato ante nuevos y posibles saqueos…debe mantenerse movilizadas a las fuerzas de Seguridad y la Gendarmería para detener el vandalismo”, exigía la AEA. Desde las bancas del Congreso se alzaron voces y hasta el oficialismo “repudió lo actos de vandalismo” no avanzando en un apoyo al gobierno cordobés cuando la oposición intentó agregar a la declaración el cuestionamiento por la “inacción del Gobierno nacional”. Sin embargo debieron aceptar que se debe tomar “cartas en el asunto… y que hay una situación social que no podemos eludir”. Algunos legisladores propusieron que se adopte “una ley de emergencia de seguridad nacional”. No queremos ser agoreros pero “el caldo de cultivo para el estallido está más fuerte que nunca.–explica Alejandro Granados, Ministro de Seguridad de Buenos Aires y también acota un intendente que comenzó a distribuir agua y alimentos y decía- Pero al contrario de otras veces no hemos recibido ningún llamado ni de la provincia ni de la Nación para coordinar acciones. Estamos recorriendo los barrios y encima de la gente para evitar el desborde.” Cristina reapareció sin luto y no pronunció palabra alguna sobre la situación cordobesa. Estaba de muy buen talante y siempre sonriente, realizando chanzas con los funcionarios que asumían sus cargos formalmente el Casa Rosada. Tanto María Cecilia Rodríguez como el cura Juan Carlos Molina son sus nuevas invenciones para “intentar refrescar la cara del régimen”, pero el pueblo ya no se traga ningún otro sapo, y a estas “medidas y cambios cosméticos” le contraponen la encuesta de Management & Fit donde expresan con claridad que “no creen en ningún cambio de actitud ni de medidas económicas” un 56% y se declaran “poco convencidos con los cambios” un 16% lo que da a las claras la muestra de que un 72% de los ciudadanos reconocen que “los cambios son, para que nada cambie” y que la situación sigue siendo peligrosa y explosiva.

Como antes lo hiciera infructuosamente Guillermo Moreno, ahora Kicillof y Costa largan una “canasta de 120 productos con precios congelados” desde el 1º de Enero y le anuncian a las empresas que impondrán “subas administradas” (?) en el resto de la cadena de productos de primera necesidad. “Una administración con coordinación de precios donde se analice cada cadena de valor, para que los consumidores encuentren precios justos y los procesadores tengan una rentabilidad adecuada”. Esta expresión de buena voluntad y con carácter de exposición catedrática universitaria fue lo que propone y llevará adelante la Secretaría de Comercio Interior del Ministerio de Economía. Expresando un voluntarismo universitario Kicillof arengó a los empresarios del sector intermediario –mayoristas y supermercadistas- “queremos un trabajo serio, consensuado, y que una vez que lo obtengamos que se cumpla”. ¡Nadie puede creer en esta utopía! Y más en un país donde, como bien dice el presidente Obama “la brecha social es abismal y desproporcionada”, donde existen 1,2 millones de indigentes y más de 8,9 millones de pobres. Además se deben contar 900 mil jóvenes de entre 12 y 18 años denominados “ni, ni” que no trabajan ni estudian, y que son “pasto para ser reclutados por los narcos y mano de obra barata para delitos, saqueos y vandalismo”. En el mientras tanto Kicillof, Costa, Randazzo y De Vido discuten cómo subir las tarifas, con dos objetivos básicos: mermar los increíbles subsidios –tarifas (luz, gas y combustibles) y transporte; y aumentar la recaudación impositiva que viene amesetándose desde hace unos meses y mermando considerablemente en los últimos dos meses (ya no cubren ni el alza de la inflación).

Los primeros ajustes serían en los boletos ferroviarios (ya que apenas un 10 al 12% de los usuarios los pagan) –una verdadera desfachatez que se asuma como válido el no pago del servicio por parte de la ciudadanía y que como los subsidios a las empresas concesionarias son tan altos que hacen que estas no les interese cobrar el boleto allí aplicarían las alzas- para luego ir viendo de aplicarlo a los colectivos, e inicialmente con los boletos ferroviarios se aumentaría el agua corriente y las cloacas que administra AySA, donde intentarán ajustar –alzas- donde el 70% de lo que recauda la empresa estatal son subsidios, quitando el subsidio a los usuarios no residenciales –bancos, empresas gastronómicas, hoteles, oficinas comerciales, supermercados, embotelladoras de bebidas, etc. hoy subsidiadas-, aunque para aumentar la recaudación se estudia aumentar –ajustar- quitando los subsidios también a los usuarios residenciales, intentando primeramente no hacerlo generalizado o por zonas geográficas –barrio Parque, Palermo, Belgrano, San Isidro y Pilar, countries, etc.- como ya se probó sino “por nivel de ingresos”, un sistema que muchos indican que es sumamente difícil de implementar. La escases de dólares que conlleva una permanente y sostenida fuga de divisas y capitales que hacen que las reservas del BCRA ya estén por los US$ 30,649 mil millones el piso más bajo desde 2006 y perdiéndose a razón de US$ 2 mil millones mensuales desde hace ya tres meses por lo que es casi cantado que este 2013 las reservas caerán en unos US$ 12 mil millones, una cifra verdaderamente insostenible en el tiempo, ya que de no revertirse esta tendencia no se llega a 2015, económicamente hablando.

Desmintiendo categóricamente al titular de la AFIP, Ricardo Echegaray –hoy en la cuerda floja-que hace apenas 90 días expresara “categóricamente, no ¿Se lo vuelvo a repetir? Categóricamente, no” hablando sobre un aumento al “anticipo de ganancias por gastos con tarjetas en turismo y el extranjero” ayer el Ministro de Economía y el Jefe de Gabinete anunciaron que ese “anticipo” pasaba del 20% al 35%, o sea que casi se duplicó el importe por lo que el “mercado desdoblado de oficio por el Gobierno” –que sigue negándose a reconocerlo como tal- tiene ahora tres (3) tipos de cambio “oficiales” y un (1) tipo no oficial: un cambio comercial –importador y exportador- de $ 6,20 por dólar, un cambio turista de $ 8,37 (35% de recargo), un cambio fuga o “contado con liqui” que se consigue en la Bolsa de Valores de $ 8,54, y por fin el cambio “paralelo, negro o blue” que conlleva un delito que cotiza a $ 9,62 o sea un 55% más caro que el cambio oficial o comercial, una brecha que hasta antes del anuncio del nuevo recargo al turismo y tarjetas de crédito había caído hasta un 36%. ¡Otro logro del nuevo equipo gubernamental! Pero para todo esto el BCRA tuvo que seguir interviniendo –vendiendo dólares que necesita como del agua- y solo ayer se desprendió de US$ 100 millones porque, según se escucha en la city porteña “la gente no confía en las nuevas medidas. Los dólares autorizados por la AFIP son pocos y muchos directamente prefieren no pedirlos para evitar pasar por los controles”. Las medidas tomadas por el equipo económico –Kicillof y Capitanich-, al que se sumó el BCRA y su presidente (confirmado extrañamente por el Senado –oficialismo y casi todo los opositores- hasta 2016 inclusive) Juan Carlos Fábrega de inundar la plaza con bonos en divisa pertenecientes a la ANSeS y el BNA para “congelar el contado con liqui” no resultó para nada efectivo y éste subió 3 centavos hasta $ 8,54. “Se viene la temporada de verano, donde naturalmente el dólar sube por las compras por turismo. Además, en diciembre hay mayor liquidez por el cobro de los aguinaldos” y las cuevas ya pronostican llevar el blue a $ 10 nuevamente.

“Los exportadores siguen sin aparecer y los únicos dólares que hay en el mercado son los que aporta el Central y bancos oficiales”, se escucha entre corredores de bolsa y cueveros, reconociendo que así las reservas continuarán derrumbándose y perforando el piso histórico de ayer de US$ 30,649 mil millones. Tras la resolución 3550 de la AFIP operadoras, líneas aéreas y bancos se preparan para aplicar la misma, aunque operadores turísticos consideran que paquetes y pasajes seguirán vendiéndose al ritmo normal con que se venía haciendo porque aunque el recargo casi se duplicó el valor del dólar turista de $ 8,37 sigue teniendo un importante diferencial con el blue. El viaje iniciado por Alex Kicillof a China, donde se encontrará con Julio De Vido (hasta ayer, su declarado enemigo interno) que llega proveniente de Rusia donde también intentara promover la construcción de once obras hidroeléctricas en su gran mayoría con importantes inversiones –US% 15,6 mil millones que se ampliaron con nuevas obras a US$ 21,8 mil millones- atadas a entregarles las obras sin licitación alguna a cambio de la obtención de ellas del financiamiento de sus respectivos bancos. El raid chino de Kicillof, es el mismo que ya realizaran infructuosamente, hay que decirlo, Boudou y Redrado, para captar inversiones y con los chinos lograr un “nuevo canje de divisas” –Swap- para que nuestro país pueda pagar las importaciones desde ese país en yuanes y no tener que tocar los dólares del Central. El objetivo de Axel es que el Banco Popular Chino y la SAFE –agencia estatal reguladora del mercado cambiario y administrador de las reservas chinas-, al igual que lo acordado en 2009, se logre firmar un canje de divisas del orden de los 60 mil millones de yuanes y pesos, lo que implicaría un crédito de US$ 10 mil millones para cancelar importaciones sin afectar reservas.

El CDB –Banco de Desarrollo chino- tiene retenido un crédito de US$ 4,7 mil millones que intentarán ser destrabados por la dupla argentina para las represas santacruceñas hoy denominadas Néstor Kirchner y Jorge Cepernic adjudicadas a Gezhouba (China) y Electroingeniería del amigo de Zaninni, intentando a la vez destrabar otro préstamo por US$ 2,4 mil millones para el ferrocarril Belgrano Cargas. La intención del régimen Cristina Fernández es lograr entregando obras indebidamente sin licitación pública y compulsa de precios a las empresas chinas y rusas que puedan aportar financiamiento e interesar al gobierno asiático de que por estas obras destrabe los créditos de las represas y del Belgrano cargas. Si se suman los US$ 10 mil millones para importaciones sin divisas a los US$ 4,4 mil millones de las represas y los US$ 2,4 mil millones del Belgrano, la misión Kicillof a China se muñiría de US$ 17 mil millones en inversiones o ahorro de divisas de importaciones, una cifra nada despreciable pero bastante difícil, en base a los antecedentes existentes a hoy día, de llevarse a cabo exitosamente. A la vez el gobierno acelera la devaluación del peso y la búsqueda de dólares para fortalecer unas reservas exiguas, aprietan a las exportadoras de cereales para que “anticipen” entre US$ 1,7 y 1,9 mil millones, intentando dar vuelta el pésimo resultado del último trimestre económico, a este ritmo, demorar las respuestas tendría un costo alto y errar en el tratamiento, otro tanto. El ritmo devaluatorio, de la mano de Fábrega y Kicillof se aceleró hasta alcanzar un ritmo del 50% anual en los últimos 5 días, superando ampliamente la devaluación impuesta por Mercedes Marcó del Pont antes de su despido que llegaba al 27% anual. Con casi 6 años de correr de atrás a la inflación, el valor de la moneda está realmente muy bajo. El esquema elegido, como hasta ahora pero en forma muy marcada, tiene enormes costos a asumir; devaluar a más velocidad que la inflación y las tasas de interés (hoy cercanas al 21% anual), profundiza la demora en liquidar divisas de los exportadores, que esperan mejores precios, y el aceleramiento de los importadores y deudores en moneda extranjera en abonar aquellas.

Todos apuestan a que en abril el dólar oficial cotice a $ 7,5 y así quien tenga que recibir lo espere y quien tenga que pagar se apure a hacerlo, o sea todo lo que tenga que salir se demora y lo que tenga que entrar se apura. Si además se lleva a la práctica el impuesto adicional a los autos de lujo, barcos y aviones también genera el mismo proceso, todos se apuran a comprar para ganarle al aumento impositivo, demandando más dólares de los existentes y disponibles, achicando aún más las reservas. Según Melconian y Santángelo este año habrá 4 sectores por los cuales el país demandará US$ 30 mil millones; la industria automotriz generará un déficit de US$ 8,5 mil millones, el desequilibrio, déficit, energético alcanzará a US$ 7 mil millones, la electrónica de Tierra del Fuego unos US$ 5 mil millones y entre Turismo y compras vía internet con Tarjeta de crédito –imposibles de desglosar- habrá otro déficit de US$ 9,5 mil millones. Estos sectores de importante demanda de divisas, tienen la particularidad de estar asociados a la “meca del modelo cristinista de alto consumo interno” que el gobierno Cristina se emperra en mantener a toda costa. La caída en la explotación de petróleo y gas desde 2010, que ahora se intenta revertir con medidas de economía ortodoxa si la hay, y pragmática con las asociaciones con empresas como Chevron e YPF, entregando en el mejor de los casos “Soberanía” cuando no costos ambientales difíciles de evaluar, es la base del salto cualitativo de la importación de energía que, además, está totalmente apalancada por una gigantesca y dantesca masa de subsidios al consumo totalmente aptos para corruptelas de todo tipo. La “Industria con mayúsculas” del país, la automotriz es altamente deficitaria, pero implica la de mayor cantidad de mano de obra y la más tecnificada, por los altos componentes importados, lo mismo que la electrónica de Tierra del Fuego, verdadera armaduría, mal llamada industria pero imprescindible para abastecer el consumo de telefonía celular, TV plasmas, etc.

Los “parches oficiales” para detener la fuga de reservas del BCRA con impuestos y gravámenes no son otra cosa que eso “parches inservibles” El atraso cambiario y las complicaciones que trajo el cepo aplicado desde fines de 2011 van dejando como resultado que el Central no gane divisas ni pueda evitar perderlas, los funcionarios –de antes y de ahora (nada ha cambiado)- parecen no querer asomarse a la otra parte de la realidad, hoy la cantidad de pesos de la economía –a causa de la gigantesca emisión monetaria para paliar el déficit fiscal, producto del aumento anual del gasto público- “duplica” las reservas del Banco Central, se tome el valor del dólar que desee tomarse. El Gobierno tiene un déficit primario anual de cerca de $ 65 mil millones y los subsidios para energía y transporte superan este año cómodamente los $ 100 mil millones, mientras el gasto público crece el 46% y la recaudación de impuestos viene dando muy fuertes señales de fatiga y agotamiento, especialmente porque las retenciones agrarias a las exportaciones vienen declinando y el consumo interno ya no es lo que era. Al Central se le van los dólares y el tesoro exige más, pidiendo emitir cada vez más pesos para cubrir el déficit fiscal, y el aumento de la masa dineraria se vuelca al blue disparando su cotización. La secuencia de este film demandará en los pocos días que restan hasta fin de año “más dólares y más pesos”, mientras la “inflación creciente estará haciendo su juego”, que se retroalimenta y siempre lo pagan los más débiles, los trabajadores y las clases sumergidas. Ahora el Gobierno frena las importaciones de autos, existen 40 mil unidades en los puertos e impiden las exportaciones, todo un verdadero dislate, mientras la producción automotriz cayó en noviembre un 20% debido principalmente a que las exportaciones –especialmente a Brasil- bajaron un 24,6%.

“¡Todo cambia, para que nada cambie!”

Buenos Aires, 05 de Diciembre de 2013.

Arq. José M. García Rozado

MPJIRucci – LIGA FEDERAL –

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s