Argentina: Corriendo hacia el precipicio

Cristina Fernández no parece haber reparado en que sus “zonceras” arriman peligrosamente a la Argentina a un profundo precipicio, del que va a costar años y sacrificios salir; y más con la seudo dirigencia política que asoma como posibles sucesores del presente régimen. Intenta retomar la senda de importarle la política exterior, pero erra el camino, no porque sea malo negociar con China y Rusia, todo lo contrario, sino porque hacerlo dejando de lado al resto del mundo globalizado es casi una idiotez peligrosa. Asimismo, seguir tirando de la cuerda con la paciencia del juez Thomas Griesa es tambien acorralar al país al borde del desastre; tanto como avanzar con los furcios respecto de las tragedias ferroviarias. En definitiva ¿a dónde nos conduce?

Cristina Fernández acostumbra oscilar con demasiada frecuencia entre “la fantasía” y “la realidad”; ahora fabula con la posibilidad de aluvionales inversiones que de producirse llegarían una vez que su mandato haya fenecido definitivamente. Llevó a cabo espantosas negociaciones y soluciones a temas como la reestatización de YPF, el Club de París y los pagos de los juicios del CIADI generándole al país deudas enormes por más de US$ 20 mil millones, y todas a muy corto plazo. La herencia que terminará dejándole a quien la suceda será espantosa y en términos leoninos: una inflación descontrolada; una emisión como nunca se ha visto –ejemplo palpable es que luego de agotar todas las series de los billetes de $ 5, 10, 50 y 100 ahora los últimos ya han dado la vuelta y su numeración va precedida de doble letra-; un gasto público que este año orillará los $ 200 mil millones o sea US$ 24,54 mil millones compuesto en su mayoría por subsidios al transporte y los cservicios –luz, gas y agua- e importaciones de combustibles (US$ cerca de 20 mil millones) y planes clientelares, erogaciones en publicidad y aportes a YPF, Aerolíneas y Austral de cerca de US$ 4,5 mil millones; y una korrupción que carcome todos los estamentos del Estado lo que produce una gigantesca desconfianza interna y externa.
La Presidente y Axel Kicillof, son las únicas opiniones que pesan en el Gobierno, dando ahora “tardía prioridad” a la acción política, buscando apoyos internacionales y convenios con dos de los jugadores más importantes del BRICS, yendo a la reunión de éste con la UNASUR y por afán de protagonismo infantil, desperdiciendo la oportunidad casi histórica de obtener verdaderos frutos a mediano plazo para el país. El manual de zonceras y furcios de la Presidente ya casi no tiene desperdicios; casi tantos como las persecuciones a quienes piensan o dicen lo contrario a lo que ella manda, o los ataques a periodistas, opositores o medios de comunicación no adeptos. Es así como desperdició el viaje a Fortaleza, Brasil, por utilizar ese foro económico, comercial para despotricar contra los holdouts –fondos buitres- y el juez estadounidense, a quien luego se le fue a pedir que nos diera una mano mediante la restauración del “stay” y así poder cumplir con el resto de los acreedores reestructurados dentro de la fecha límite del 31 de julio del presente.

El juez Thomas Griesa rechazó hoy martes, una vez más, suspender –stay- su sentencia en favor de los fondos buitres, tal como lo solicitó la Argentina. En una audiencia con bancos y agencias de pago, de la que también participaron los abogados del país, el juez de Nueva York aseguró que no es necesario un stay para las negociaciones entre la partes. De esa forma, el magistrado agitó el reloj de arena que ahora parece correr más rápido hacia el 30 de julio, fecha definitiva para que las calificadoras de riesgo incluyan a la Argentina en zona de default. El Gobierno Nacional se ve en una encrucijada, y al borde real del precipicio. Más allá de su “retórica incendiaria”, tal como la calificó Griesa, en la Casa Rosada temen vulnerar la cláusula RUFO si se les paga a los holdouts antes de 2015 y, como consecuencia, activar demandas por varios miles de millones de dólares contra el país, y muy posibles demandas penales contra ellos –la Presidente y los funcionarios que lo provoquen (Kicillof, Capitanich, Timerman y Zaninni)-. La cláusula RUFO determina que si se les ofrece un mejor pago a los tenedores de bonos que no ingresaron a los canjes de deuda respecto de los que sí lo hicieron, éstos (que aceptaron una quita) tienen derecho a reclamar un trato igualitario, elevando la deuda en otros US$ 150 o 400 mil millones. Pero el prospecto del canje de deuda también aclara que esa disposición se gatilla sólo ante una oferta voluntaria. Este no sería el caso según algunos analistas y abogados, porque la Argentina se ve obligada, vía una orden judicial, a pagarles a fondos especulativos, como NML Elliott y Aurelius, US$ 1.330 millones en realidad US$ 1.600 millones.
Especialistas consultados por el ministro de Economía, Axel Kicillof, le aseguraron que el riesgo de que se dispare la cláusula RUFO es bajo, pero que existe. El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, declaró el lunes que si se activa la disposición, la Argentina podría enfrentar juicios por US$ 500 mil millones. ¿Qué hacer entonces? El Gobierno insistió en solicitar el stay y de esa forma no sólo poder pagarles a los bonistas de la deuda reestructurada (el fallo de Griesa les impide cobrar sino se les paga también a los holdouts) sino ganar tiempo. ¿Pero podía ganar tiempo la Argentina hasta el 31 de diciembre del 2014, cuando deja de tener efecto la cláusula RUFO? El juez Griesa alejó un poco más al Gobierno de ese objetivo acentuando las chances de la Argentina para un nuevo default. ¿Pero el Gobierno quiere en realidad evitar un default? En el equipo económico algunos se entusiasman con la idea de un “default administrado”. Esto permitiría renegociar nuevamente la deuda con nuevas condiciones. Por ejemplo, dejar de lado a los tribunales de Nueva York como corte competente. Pero esta es una opción que gana enorme y preciso rechazo entre los economistas y entre los empresarios. Por ejemplo, para el exBCRA Martín Redrado, los efectos de una política en ese sentido serán la profundización de “la escasez de dólares y por lo tanto, menor producción y empleo”. Aumentando desmesuradamente el aislamiento internacional de nuestro país.
Los posibles negocios planteados durante la semana más llamativa de todo su segundo mandato, la más “rutilante”, al margen de las improvisaciones y los verdaderos resultados que, al final, arroje el ejercicio fueron tratados en mi nota de ayer (Ver “Putín, Xi Jinping adulan a CFK por el sahale gas”). Esa intensidad diplomática, verdaderamente inusual, que el Gobierno Cristina Fernández desea presentar como un presunto giro en el insulso alineamiento de Argentina con el Imperio estadounidense y con la Unión Europea, pareciera haber sido disparada por una única y verdadera razón: “el conflicto con los holdouts –buitres- ingresó en una cuenta regresiva, y con el reloj corriendo aceleradamente a 8 días apenas del default”. El fallo de hoy implica abiertamente que Cristina y Axel deberán definir de un buena vez si ellos llevarán al país a un nuevo default y por lo tanto lo lanzarán al vacío. Ocho días es el tiempo en que deberán resolver dos cuestiones claves: que los bonistas que entraron al canje puedan hacerse del dinero que el Gobierno deposito en el BoNY; y que el permanentemente atacado juez neoyorkino, desbloquee ese trámite y el reclamo de los holdouts, avalado en tres instancias judiciales, pueda ser satisfecho sin que implique a futuro una multiplicada carga para el Estado argentino, por ese entonces con nuevas autoridades.
Será imprescindible para cumplir con estos dos objetivos “una ingeniería política, diplomática y financiera que resulta hoy muy dificil avizorar”. Los apoyos obtenidos en el foro de 77+Rusia en Naciones Unidas, así como el de la OEA (con la abstención de EE UU y Canadá) y el reciente de los BRICS con la UNASUR, donde Putín y Xi Jinping fueron “en extremo cautelosos” ante el conflicto, aunque aquellas presencias en el país tuvieron la inocultable intención de mostrarlos y exhibirlos como líderes de dos potencias interesadas en limitar el papel de Washington en el contexto mundial, que aunque cierto no es más que la intención de aquellos y el interés del cristikirchnerismo que pretende “descargar en la justicia estadounidense y en la administración Barak Obama, en especial, el dilema que Argentina enfrenta, por su incapacidad e inexperiencia –sumadas a la zoncera y la soberbia- con los fondos buitres”. Ayer dejé en claro cuales son los verdaderos intereses de Rusia y China en la región y en Argentina, mucho pero mucho, más importantes que la aparente solidaridad con la Argentina en su pelea con la usura internacional; la relación bilateral con Moscú se impulsó enormemente por la contradictoria postura de Cristina Fernández respecto de Crimea, y su posisión con Malvinas.
Y expreso “contradictorias” porque apoya en Crimea lo que niega en Malvinas: “el plesbicito sobre su pertenencia”; el G-8 –EE UU, Gran Bretaña, Alemania, Francia, Italia, Japón y Canadá- menos Rusia y China defenestraron la invasión y anexión de Crimea a Rusia, aunque no mantienen similar postura frente a la anexión de Malvinas a la Gran Bretaña, existiendo en aquellas la misma contradicción que expresa Cristina Fernández para congraciarse con el líder ruso Vladimir Putín. El caso Chino sería distinto, primero porque siempre puso a América Latina como foco de su interés y si bien pretende potenciar el intercambio comercial con la región, ambición circunscripta a nuestros recursos naturales; ofrece servicios en infraestructura (vagones y locomotoras para “emparchar el decadente sistema ferroviario argentino”, así como financiamiento para las centrales hidroeléctricas santacruceñas, en telecomunicaciones y en el sector finanzas (BCRA) con el swap por US$ 11 mil millones en renbimbi; manteniendo a la par “profundas reservas”, lo que explicaría que ante futuros litigios bilaterales exigieran la intervención “de la justicia de los Tribunales de Londres (?)”, y aquí unacontradicción respecto de la supuesta y declamada “soberanía económica y política” del cristikirchnerismo, vetamos EE UU y aceptamos la presión china que nos “impuso” a los británicos. ¡Todo muy nac&pop!
China se expande en el planeta casi como una topadora, arrasando todo a su paso e imponiendo condiciones “totalmente imperialistas” realizando verdaderos desastres medioambientales en sus incursiones en Africa, además de tener “mano de obra esclava” dentro y fuera de su territorio y, además, exporta la trata de personas. ¿Dónde quedaron los derechos humanos que tanto proclama la señora Presidente y su Gobierno y aliados (Madres, Abuelas e Hijos)? Un ejemplo muy claro de esto que expresamos es Birmania: ¿no se escandaliza el cristikirchnerismo y las organizaciones progubernamentales de esto? ¿No remitirían al capitalismo salvaje que Cristina Fernández acostumbra a denunciar? ¡Parece que el estandar es similar a la postura de Crimea y a la de Malvinas! Una es para consumo interno y la otra es para buscar “apoyos inconducentes” en el exterior. Fue el Gobierno cristinista quien sobreactuó la presencia de Cristina Fernández en la reunión de los BRICS y sus muy hipotéticas consecuencias, hasta se llegó al grado “del paroxismo de la estupidez” de pregonar un posible ingreso a éste para convertirlo en los BRICSA; el apoyo buscado resultó tan zozo como inescrutable pues no se incluyó ni una sola mención al tema planteado por CFK en su declaración final. El Banco de Desarrollo, presentado aquí como un ante BM o anti FMI, o desafiante para el papel que estos cumplen, fue llevado a su verdadera dimensión por Dilma Rosseff quien aclaró que recién podrá funcionar en 4 o 5 años y que no es contra ningún organismo internacional de crédito.
Es tal el infantilismo del cristikirchnerismo que escupe hacia arriba, pues ayer fue Anne Krueger y hoy es el propio FMI quien apoya la postura Argentina ante los fondos buitres. Pero ya estamos acostumbrados a los exhabruptos de la Presidente; en el día en que aparecieron afiches saludando a Florencio Randazzo -en tono de sorna- por el día del amigo con la leyenda “más solo que Florencio el Día del Amigo” cuya autoría se emparenta con Boudou, el ministro del Interior y Transporte contó con la presencia de Cristina Fernández para el acto de esta mañana en la estación Villa Luro, donde ambos pusieron en marcha las siete nuevas formaciones de la línea Sarmiento, que supuso un desembolso de U$S 1.280 millones. Para Randazzo es también un respaldo importante, especialmente cuando días atrás tuvo diferencias importantes con el vicepresidente Amado Boudou. La primera en el acto del Día de la Independencia en Tucumán cuando Randazzo no quiso saludarlo, luego en una entrevista periodística donde dijo que “no le hacía bien al Gobierno tener al vice procesado”. Lo saliente del discurso presidencial fue el furcio de Cristina al presentar los nuevos vagones: “Acá estamos con estos aviones…digo, trenes… pero son casi aviones”. Luego, destacó que ya “nadie podrá viajar colgado del tren por el sistema de cerrado de sus puertas”, y agregó: “Es un sistema de seguridad y dignidad”. La Presidente sostuvo que “es una inversión para todos los argentinos, sobre todo para los más vulnerables” que viajan en esa línea ferroviaria que tuvo dos accidentes fatales en Once y Castelar.
Cristina Fernández aseguró que “los trenes totalmente modernos ya están aquí” y añadió: “Antes de presentarlos decían que las fotos que se veían eran montajes, pero quedó en claro que estas nuevas y modernas formaciones ya están disponibles”. Las nuevas formaciones que comenzaron a prestar el servicio suman siete y a partir del 15 de septiembre serán 25. La Presidente se focalizó en diversos datos para responder a las principales críticas que recibió el servicio del Sarmiento en los últimos años, evitó hablar de la Tragedia de Once. Pero hubo un comentario muy desafortunado de Cristina antes de comenzar su discurso, según revela Infobae dijo: “Hablemos rápido que, si no la próxima formación nos lleva puestos”, expresó entre risas al tomar el micrófono, que había sido colocado dentro de uno de los nuevos vagones. Por lo visto no recordó que en esa línea ocurrieron los accidentes de Once y Castelar, donde los familiares siguen reclamando Justicia. El chiste, en la misma línea donde ocurrieron los accidentes de Once y Castelar (que dejaron 55 muertos y más de mil heridos) fue criticado duramente en las redes sociales y por el arco opositor pero la palabra que más se esperaba al respecto era de los familiares de las víctimas de Once. Este lunes 21 de julio –ayer- por la tarde María Luján Rey, madre de una de las 52 víctimas de la Tragedia de Once (que el martes 22 hoy cumple 29 meses) calificó como “poco afortunados” o “Desubicados” los dichos de la mandataria. Ese mediodía, Cristina dijo que “ya nadie va a poder viajar colgado del tren porque no arranca si las puertas no están cerradas. Los que quieran hacerse los valientes que vayan a hacerse los valientes a otra parte…he visto tantas veces viajar a la gente colgada porque les gustaba tomar aire y estar sentada en el estribo…me parece un salto cualitativo sin precedentes”.
María Luján Rey, molesta expresó “Ironizar y tratar de hacer chistes sin tener en cuenta esto de que se llevaron puestas 55 vidas en su gestión en estos trenes”, dijo en declaraciones a los medios. Y agregó “Me parece desagradable tomar esta inauguración de coches como un acto de campaña cuando creo que es tratar de saldar una deuda que se tiene. Estos trenes no estarían acá si Lucas no estuviera muerto”. Sobre las nuevas formaciones, dijo “Obviamente los familiares esperamos que estos trenes sean acompañados también por todas las mejoras que necesita el sistema ferroviario. Señalamiento, que no fue renovado, sistema de frenados que tienen que trabajar en concordancia, tienen que tener parachoques acordes”. También especificó “Pensar que los trenes solos van a darle la dignidad a los usuarios es una ilusión. Olvidarse que estos trenes responde a algo que no pudieron tapar, los 52 muertos de la tragedia, creo que son desafortunadas las frases, los chistes y desafortunada pensar que los trabajadores, que viajan como pueden, busquen aire fresco”, dijo la mamá de Lucas Menghini Rey.
¿Tomará algún día conciencia del mal que le impone al pueblo argentino todo?
Buenos Aires, 22 de julio de 2014.
Arq. José M. García Rozado
MPJIRucci – LIGA FEDERAL –
____________________________________

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s