Los Estados Unidos y la encrucijada de su población latino-americana Parte 1

Por Bruno Lima Rocha, politólogo y profesor de relaciones internacionales, especialista en geopolítica y estudios estratégicos

Nosotros, los latino-americanos, tenemos una identidad múltiple y diversas, cuando nos referimos a las distintas razas y colectividades étnico-culturales de los países del Continente. A la vez, reforzamos la idea de que “nadie es gringo al sur del Río Grande”, de México a la Patagonia, somos todas y todos hermanos. A la vez, por el hecho de que nuestros territorios, aún viven la pesadilla de la injusticia social basada en la orden post-colonial, además tenemos al “gran hermano del norte”, como nuestro tormento permanente. Esto puede llevarnos a tener una visión equivocada, del ambiente doméstico dentro de los estados que forman EEUU.

Buena parte de la población que allá vive, tiene origen en América Latina y hoy ocupan el nivel más bajo de la pirámide social. Un bueno termómetro de esta realidad, es verificar el número de latino-americanos (naturales, hijos, nietos o residentes históricos) que sirven en las fuerzas armadas del Imperio. Otro índice es el número cada vez más creciente, de luchadores profesionales, sea en la tradicional modalidad del boxeo o en los eventos de MMA. En estas dos modalidades, la presencia de la agrupación llamada de hispánica está cada vez más presente. Sobran señales bastante significativas, de que tenemos un país dentro de Estados Unidos; luego, es como mínimo un deber nuestro buscar estrechar estos lazos con los millones de hermanos y hermanas dentro del corazón del Imperio.

Existe una enorme colectividad en franca expansión dentro del territorio de la superpotencia. Los EUA son – segundo datos de su gobierno central – un país con múltiples etnias y aún bajo la segregación multirracial. El Departamento de Presupuesto y Gestión estadounidense reconoce la existencia de cinco macro-grupos raciales (cabe la crítica a este concepto), siendo estos: “blancos” (caucasianos o no), negros o afro-americanos, nativo-americanos o nativos del Alaska, asiáticos, nativos del Hawái y nativos de otras islas del Pacífico e hispánicos o latino-americanos. De estas estratificaciones, el contingente de “blancos”, incluyendo el conjunto de las etnias y grupos culturales más conocidos, sobrepasa el 50% de los residentes de los EUA. Los demás 50% son compuestos por una variedad étnico-racial, siendo que la mayor parte de estos se origina de pueblos dominados por la superpotencia.

El censo de 2013 de los EU, certifico un total de 54 millones de personas de origen “hispánico” viviendo dentro de su territorio. De este total, los sub-grupos – como así se referencia el gobierno central para los distinguidos orígenes étnicos y nacionales de matrices latino-americanas – más representativos son mexicanos (64%), puertorriqueños (9,4%), salvadoreños (3,8%), cubanos (3,7%), dominicanos (3,1%), guatemaltecos (2,3%) y el restante 13,7% pertenecen a los demás subgrupos originarios de América Latina. Este mismo año, las matrículas de latino-americanos en las escuelas básicas y secundarias eran del 23,3% siendo que la proporción en el nivel superior es de sólo 6,8%.

El estado más populoso de entre los latinoamericanos es California, con más de 14,7 millones de personas de este origen. Ya lo de mayor porcentual de “hispánicos” es el Nuevo México, con más del 47,3%. En ambos estados la absoluta mayoría de latino-americanos es compuesta por mexicanos nacidos dentro de las actual fronteras de México y también de *chicanos, la población originaria antes de la derrota en la Guerra de 1846 y 1848, conflicto este que implicó en la pérdida del 55% de la antigua colonia española para el “hermano del norte”.

Observando estos datos con atención, verificamos un patrón de pueblos conquistados o fruto de la violenta política externa de Estados Unidos. Tal es el caso de México, ya citado anteriormente. El mismo se da con Puerto Rico y su condición de Estado Libre asociado también, ya que fue invadido en la guerra contra España en 1898, pese a que sus habitantes ganaron un estatus equivalente al de ciudadanía estadounidense en 1917. La relación entre Cuba y EUA es objeto de amplio estudio y acompañamiento, la cual ha sido debatida por este analista, en otras ocasiones. Resalto sólo que la isla fue fruto de tentativa de invasión en abril de 1961, en el episodio conocido como Bahía de los Cochinos o Batalla Girón. La República Dominicana también fue invadida militarmente por los EUA, en abril de 1965, ocupación que duró hasta septiembre de 1966.

Guatemala ha sido víctima, de una serie de golpes de Estado entre mayo y junio de 1954. También recordamos los efectos de la operación de “tierra arrasada”, promovida por el Mando Sur y las fuerzas especiales de la superpotencia, en el combate de la guerrilla salvadoreña los años ’80. En el caso, el intento de Washington, era frenar la aplicación de la Teoría del Dominó, cercando estratégicamente a Nicaragua sandinista, siendo este país de Augusto Cesar Sandino, también víctima de otra invasión, está fue al inicio del siglo XX. Si fuéramos analizar la presencia de colonia latino-americanas crecientes dentro del territorio de Estados Unidos, como los panameños y hondureños, todos estos países tuvieron un triste pasaje de presencia militar, ocupación directa o apoyo a golpes de Estado o para-militarismo.

Dentro de esta lista incluimos a Brasil, blanco de la Operación Brother Sam, cuyo resultado fue el apoyo incondicional al golpe militar de 1964. De acuerdo y según datos estimativos del Instituto Brasileño de Geografía y Estadística, alrededor a 23% del total de los brasileños, hoy residiendo en el exterior, en su mayoría está en los EUA; conviviendo con colectividades Hermanas latinoamericanas, aunque con una integración reducida con las vecinas comunidades. Ojala podamos tener un acercamiento, de con los 54 millones de nosotras y nosotros mismos, sobreviviendo dentro del Estado gringo, que oprime a todo nuestro continente.

http://www.estrategiaeanalise.com.br / blimarocha@gmail.con

Publicación Barómetro 15-06-15
Los contenidos de los análisis publicados por Barómetro Internacional, son responsabilidad de los autores
Agradecemos la publicación de estos artículos citando esta fuente y solicitamos favor remitir a nuestro correo el Link de la página donde está publicado. Gracias
internacional.barometro@gmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s