La Organización de Estados Americanos (OEA) y la República Bolivariana de Venezuela

 

 

La OEA a través de su secretario general, Luis Almagro pretenden que su Consejo Permanente autorice la intervención abierta y directamente en la vida interna de Venezuela a cuenta de una supuesta ruptura del orden constitucional y su efecto grave en el orden democrático y  dizque por la inexistencia de un gobierno legítimo en ese país. Con esta decisión la OEA se coloca al lado de la oposición ultraderechista y pro yanqui, en una más de sus clásicas y nada nuevas acciones injerencistas contra la revolución Bolivariana.   A partir de la crisis de Altamira (diciembre de 2002 – enero de 2003) podemos enumerar los siguientes actos de este tipo, a saber:

01.12.02.: César Gaviria, secretario general de la OEA, intentó sin éxito un acuerdo entre el gobierno y la oposición, que hubiera evitado la huelga general que se iniciaría el lunes dos.

04.12.02.: Gaviria recomienda guardar la calma y asegura que las autoridades buscan el diálogo. El gobierno promete volver a la mesa una vez que se levante el paro. Marchas opositoras desde el barrio caraqueño de Chuao hasta el hotel Gran Melia, donde se aloja César Gaviria, a quien le entregan una carta en la que le solicitan activar sus gestiones mediadoras.

12.12.02.: La cancillería francesa se declaró “preocupada” por la prolongación del paro que afecta Venezuela y exteriorizó su pleno apoyo a las gestiones mediadoras  de la OEA.

14.12.02.: César Gaviria públicamente ha puesto gran parte de la culpa por la crisis sobre el presidente Chávez, en un aparente empujón para lograr que renuncie o llame a elecciones adelantadas… El mensaje de Gaviria podría ser interpretado de la siguiente manera: “si creen que su presidente es ilegítimo tomen las calles y pidan un golpe de Estado y después la comunidad internacional organizaría una bonita componenda”: Kristof.

17.12.02.: Rechaza la OEA cualquier alteración al orden constitucional en Caracas.

18.12.02.: El Consejo permanente de la OEA respaldó ampliamente la Institucionalidad democrática y se opuso categóricamente a cualquier intento de golpe de Estado.

12.01.03.: En el marco de la OEA  y junto a Brasil y otros países Estados Unidos está promoviendo un mayor apoyo a las gestiones de Gaviria.

20.01.03:  Fidel Castro declara: “Vienen con distintos títulos de mediadores, qué sé yo, y terminan realmente como procónsules… Quienes conocen las cosas saben que los señores del norte van a utilizar ese instrumento… La propia OEA es una institución por la que nosotros no sentimos ningún  respeto… Se ponen por encima de la soberanía de los países, van allá como componedores de batea y lo que hacen es darle beligerancia, reconocimiento y aliento a los golpistas y fascistas”.

La crisis de Altamira y la actual en la República Bolivariana de Venezuela ponen en claro que la OEA no es un instrumento de paz en la región sino precisamente todo lo contrario.

 

Dr. Mario Héctor Rivera Ortiz.   Dra. Carlota Guzmán de la Garza

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s